Inicio Blog Trump da un giro a favor de los indocumentados

Trump da un giro a favor de los indocumentados

51
0
Compartir

Horas antes de dirigirse al Congreso y en un giro absolutamente inesperado, que corta con lo prometido y reafirmado durante meses en la campaña electoral, el presidente Donald J. Trump dijo el martes que está dispuesto a considerar una propuesta para legalizar a millones de indocumentados.

“Creo que es el momento ideal para un proyecto de ley migratoria, siempre y cuando haya un compromiso de ambos lados”, dijo el Presidente, en una reunión con presentadores de televisión en la Casa Blanca, develaron algunos de los presentes, que no se quisieron identificar por no estar autorizados.

Aunque la Casa Blanca no quiso hacer una declaración abierta al respecto tampoco cuestionó las versiones. Sin embargo localizada por el The New York Times, la portavoz Sarah Huckabee Sanders, dijo que no asistió al encuentro por lo cual no podía confirmarlo.

“El Presidente ha sido muy claro en su análisis de que el sistema de inmigración está quebrantado y necesita una reforma completa. También ha sido claro de que está abierto a conversaciones sobre cómo avanzar en este asunto. (Pero) ahora, su atención primaria está orientada hacia el control y seguridad en la frontera y la deportación de criminales así como mantener el país seguro. Estas prioridades no han cambiado”, afirmó Sanders.

Pero la noticia ha sido confirmada por el diario The New York Times y la cadena CNN. Un productor de MsNBC en Washington confirmó a DIARIO LAS AMÉRICAS que la cadena televisiva rediseñó a última hora un reporte sobre el asunto.

La idea de permitir la legalización de unos 11 millones de inmigrantes indocumentados aunque no es incompatible con la detención y deportación de criminales, lo cual está claramente definido en la ley de migración aprobada el año 1996, es de todas formas un giro espectacular en el pensamiento de Trump.

Los republicanos, y los demócratas, han intentado presentar por años propuestas de reforma migratoria favorables a los indocumentados, en particular el senador John McCain, quien hace una década presentó un proyecto, junto al entonces senador demócrata John Kerry, pero no fue aceptado por su partido. La reforma migratoria se transformó en una pesadilla para el expresidente Barack Obama, que nunca logró concretarla pese a sus promesas electorales.

En las últimas legislaturas federales, el Senado más fácil aprobó una reforma de salud que una migratoria. El 2013, el llamado ‘Grupo de los Ocho’, compuesto por cuatro senadores de cada partido, presentó una propuesta de ley comprensiva de reforma migratoria. El proyecto pasó en el Senado por una sólida mayoría de 68 a 32, pero el entonces líder de la Cámara de Representantes, John Boehner se negó a discutir el asunto y el tema murió ahí.

Es difícil determinar si en estos momentos existe un consenso en el Capitolio hacia una reforma migratoria bipartidista. Pero ahora parece tener alguna posibilidad de éxito porque los republicanos controlan las dos Cámaras y para Trump sería una especie de reconciliación con los demócratas que pudieran aflojar la presión que tienen sobre el mandatario desde que llegó a la Casa Blanca hace 35 días.

Aún no hay certeza sobre si el presidente abordará el tema en su discurso en la sesión conjunta del Senado y la Cámara de Representantes donde, a juzgar por las filtraciones durante el martes por la tarde, sus planes sobre el tema migratorio no sufrirían alteraciones. Tres de los cuatro invitados de Trump a presenciar el discurso son víctimas de la violencia criminal de inmigrantes ilegales.

Por otro lado, una eventual solución al problema de los inmigrantes indocumentados pudiera costarle a Trump el apoyo de millones de seguidores que se sintieron atraídos por el candidato presidencial cuando este propuso la deportación de los 11 millones de ilegales. Después redujo la cifra a 3 o a millones, pero su apoyo no mermó.

La idea de que el Presidente transmitió a los presentadores de televisión es que quiere ver una propuesta que permita a algunos inmigrantes indocumentados vivir y trabajar en Estados Unidos sin miedo a ser deportados. Pero no amplió en detalles sobre una posible obtención de la nacionalidad. Al parecer la idea es que se mantengan como residentes permanentes.

Esta posible solución al problema de los ilegales es planteada por Trump a pocos días de presentar una nueva orden ejecutiva que sustituya la promulgada hace tres semanas, prohibiendo el ingreso temporal de ciudadanos de siete países de mayoría musulmana, y que terminó suspendida por los tribunales.

Según el diario The Hill, a principios de mes el presidente dijo en privado a un grupo de senadores que estaba interesado en que se aparecieran con una propuesta bipartidista de solución para los ilegales. Poco después, el portavoz presidencial Sean Spicer negó que Trump tuviera en mente algo parecido al plan bipartidista presentado el 2013 por el ‘Grupo de los Ocho’. Este martes, el mandatario lo contradijo.

Compartir
Artículo anteriorA 20 años de prisión podrían condenar a maestra de Broward por caso de drogas
Artículo siguienteO pagan salarios a los futbolistas o no rodará la pelota en Argentina
Rui Ferreira
Rui Ferreira (Lisboa, 1959) - Ha sido corresponsal en Latinoamérica durante más de 30 años para diversos diarios europeos como O Independiente (Portugal), ABC (España), La Repubblica (Italia). Actualmente trabaja para el diario español El Mundo con base en Miami. Ha colaborado con emisoras de radio y televisión, como Caracol Radio y SIC (Portugal). Ha cubierto los principales hechos noticiosos latinoamericanos de las últimas dos décadas como la crisis haitiana, la transición política en México, el ascenso de la revolución bolivariana en Venezuela, el golpe de estado en Honduras, el enfrentamiento contra el narcotráfico y la guerrilla en Colombia y, las últimas administraciones estadounidenses desde Bill Clinton a Barack Obama. Ha sido corresponsal en Cuba, Venezuela, Colombia y Brasil. Ha sido premiado cinco veces por la Asociación de Editores de Publicaciones Hispanos de Estados Unidos. Hai partido conferencias en universidades en Portugal e Italia.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here