Inicio Internacional OEA sin acuerdo sobre caso Venezuela

OEA sin acuerdo sobre caso Venezuela

45
0
Compartir

La 29ª reunión de cancilleres de la Organización Estados Americanos (OEA), en la que se trató el tema de Venezuela, finalizó sin acuerdos, se suspendió la sesión y se convocará próximamente un nuevo encuentro, antes de la próxima cercanía que se realizará en tres semanas en Cancún durante la Asamblea General.

El canciller de Guatemala, Carlos Raúl Morales Moscoso, quien presidió la reunión, había convocado un receso de 30 minutos para llegar a un consenso. De no ser así, se tomaría la “decisión que más convenga a la organización”. Sin embargo, no se llegó a un acuerdo.

En contexto

La sesión estuvo vicepresidida por el ministro de Exteriores de República Dominicana, Miguel Vargas.

Los jefes de delegación de los países asistentes tuvieron seis minutos para presentar sus argumentos a la plenaria, de acuerdo con el reglamento y la agenda aprobada por los integrantes de la reunión.

Nicaragua

El embajador alterno de Nicaragua, Luis Ezequiel Alvarado, rechazó y condenó la convocatoria a la reunión, ya que a su juicio está “destinada a intervenir los asuntos internos de Venezuela sin su autorización, en contradicción con la carta de la OEA”.

“La reunión ha roto con el orden de la Organización y el orden internacional constituido por el respeto de la soberanía y el derecho a elegir, sin injerencia externa, su sistema político”, enfatizó el diplomático.

En este sentido, Nicaragua demandó el “cese de las acciones hostiles contra Venezuela” y celebró la mediación que han mantenido los expresidentes iberoamericanos en el país.

Bolivia

Durante la ponencia del representante de Bolivia, el canciller Fernando Huanacuni Mamani manifestó su apoyo al diálogo en Venezuela, como única forma de resolver los problemas.

Asimismo, criticó a la OEA de vulnerar los derechos internacionales de cada país y atentar contra la soberanía.

“O se sigue por el camino del diálogo o se siguen el de imposición”, destacó Huanacuni, al tiempo que acusó al secretario general de la OEA, Luis Almagro, de actuar por intereses personales.

“Por ello creemos que el único camino es el diálogo de los venezolanos. La OEA no puede seguir incitando a la violencia. Es inaceptable que por intereses personales se pretenda vulnerar los principios del derecho intencional como la soberanía de los estados”, declaró.

México

El secretario de Relaciones Exteriores de la nación azteca, Luis Videgaray Caso, recordó que es preocupante “el deterioro progresivo de las condiciones de vida en Venezuela, la polarización, el recrudecimiento de la violencia, que nos obliga a actuar con urgencia. Además, nos preocupa la falta de garantías para ejercer el derecho a la protesta”.

“El principio de la soberanía no puede ser invocado para eludir responsabilidades en materia de derechos humanos y políticos”, recalcó el Canciller mexicano, para luego agregar que “el autoaislamiento y exclusión de Venezuela de la OEA no es la solución para el país”.

Apuntó que su Gobierno sigue con atención la situación venezolana y que apoyarán el proceso de diálogo Gobierno-oposición.

Argentina

La canciller de Argentina, Susana Malcorra, opinó que “esta organización tiene un compromiso fundamental con la democracia y se reconoce por el respeto a los DD. HH.”.

Por ello, la Jefa de la diplomacia austral recordó que es necesaria “la celebración de elecciones libres y transparentes (…) Estos principios deben ser promovidos y respetados por todos los Estados”.

“Nada exime al gobierno de Maduro promover la democracia y los DD. HH.”, sentenció Malcorra.

La Ministra instó a Venezuela a “que se inicie a una nueva etapa que se libere a los presos políticos y se coordinen elecciones para solucionar la crisis. Esta preocupación no implica injerencia de la OEA y desista de dejar esta organización”.

Bahamas

Por su parte, el ministro de Relaciones Exteriores de las Bahamas, Darren Henfield, reiteró el llamado a los países miembros de la OEA a respetar el principio de soberanía y de la no intervención en asuntos internos de los países.

Además, pidió a las partes en conflicto en Venezuela para que “las posiciones arriesgadas” se suavicen, con el fin de “el pueblo pueda resolver su situación”.

Panamá

La canciller de Panamá, Isabel Saint de Malo, hizo un “llamado a que se llegue a un acuerdo político constructivo” y a los países de la región, para “acompañar este proceso como ha hecho Panamá y seguiremos haciendo”.

“Deploramos convocatoria a una Constituyente en términos que no resulten tan incluyentes y conforme a los principios de representatividad democrática”, apuntó Saint.

Guatemala

“Reiteramos la necesidad de respetar el Estado de Derecho, la separación de poderes”, expresó durante su intervención el canciller guatemalteco, Carlos Raúl Morales.

Exhortó a la Secretaría General de la OEA el impulso del diálogo y, asimismo, señaló la importancia de este proceso y del abandono de la violencia para encontrar una solución por la vía democrática.

“Guatemala mantendrá su mano extendida a la Patria de Simón Bolívar”, manifestó Morales.

Canadá

La representante de Canadá, Chrystia Freeland, señaló que su país siempre alzará la voz por el pueblo venezolano.

Lamentó la crisis venezolana y luego recordó la importancia de la Carta Interamericana Democrática para encontrar resultados positivos, como en el caso de Haití.

Hizo un llamado a retomar el diálogo entre el Gobierno y la oposición venezolana y se dirigió al Ejecutivo venezolano para que convoque elecciones y respete los Poderes Públicos. “Diálogo o mediación es imposible cuando los líderes se encuentran en las cárceles e inhabilitados”, manifestó la ministra.

Destacó que en tres semanas se reunirán nuevamente para continuar las discusiones en esta materia, encuentro que se realizará en Cancún.

Paraguay

Tras unos minutos de presentar una falla de audio en el Salón de las Américas en la sede de la OEA en Washington, retomó el debate el canciller de Paraguay, Eladio Loizaga, quien fue el representante número diez en declarar.

Loizaga recordó que hace un año se estableció la primera reunión por el tema de Venezuela “para preservar la paz y la seguridad”.

“Se apoyó todas las iniciativas de diálogo, tengo que reconocer que una no tuvo éxito”, reconoció el canciller, quien además lamentó la crisis de salud y alimentos en Venezuela, la violencia que ha generado fallecimientos y la dificultad económica.

Aseguró que su país se adhiere al pronunciamiento para defender los derechos de los ciudadanos venezolanos. “Los preceptos de la Carta Democrática fueron aprobados por todos y deben cumplirse, esto incluye a Venezuela”, señaló.

“Lamentamos que la única solución del gobierno venezolano sea su aislamiento”, expresó.

Señaló el ministro que es necesario un “calendario electoral creíble”, con garantías y observación internacional justa.

Chile

El canciller chileno, Heraldo Muñoz, mostró su preocupación por Venezuela y manifestó su disposición anterior durante las reuniones de diálogo, las cuales “no dieron frutos”.

Rechazó la muerte de venezolanos y ratificó la necesidad urgente de convocar elecciones según ordena la Constitución. “Es fundamental restituir la Asamblea Nacional”, apuntó Muñoz.

El ministro de Exteriores llamó a las demás naciones a acompañar la solución pacífica a la crisis venezolana.

Brasil

Aloysio Nunes, representante de Brasil en la OEA, aseguró que los venezolanos deben encontrar una solución legítima pero señaló que los países de Latinoamérica no deben “quedarse de brazos cruzados”, pero tampoco intervenir activamente.

“La inacción y la indiferencia no son acciones para nosotros”, expresó Nunes. Además, rechazó, como sus homólogos anteriores, que continúen las muertes en la nación caribeña.

 

Mencionó como una de las soluciones el mantenimiento de las reuniones de cancilleres de Venezuela y deploró la convocatoria de una Constituyente, la cual generaría una “dualidad de poderes” en la nación.

“Hay un déficit de democracia en Venezuela desde nuestra perspectiva (…) hay una crisis humanitaria, todos los días los venezolanos cruzan la frontera de mi país y son bienvenidos (…) no es porque quieran, es que se vean obligados por el desabastecimiento de alimentos, la falta de medicamentos”, aseveró Nunes.

República Dominicana

El canciller dominicano, Miguel Vargas, mostró su descontento con el papel de la OEA ante la situación de Venezuela, por su “falta de equidad”.

“Lo que deseo invocar en esta reunión de cancilleres es que se permita un espacio amplio a las partes en conflicto para que puedan hallar una salida democrática (…) Es obvio que el resto de países nucleados por la OEA tampoco se subordinen”, manifestó Vargas.

Preguntó qué se desea para Venezuela y pidió evitar la tragedia en Venezuela.

Estados Unidos

Thomas Shannon, canciller estadounidense, recordó que el impedimento de elecciones refrendarias en Venezuela, además de los conflictos de poderes y la crisis económica, ha incrementado la gravedad de la situación venezolana.

“Derecho a la manifestación pacífica debe ser protegido”, apuntó Shannon, quien rechazó el retiro de Venezuela de la OEA y el aislamiento internacional e invitó al Gobierno a cumplir con sus compromisos con la organización y los venezolanos.

Pidió al Gobierno Nacional la celebración de elecciones y exhortó al resto de las naciones a apoyar en la reconstrucción del país.

El Salvador

El canciller salvadoreño, Carlos Castañeda, luego de saludar a sus homólogos, recordó que su país respalda el diálogo como salida a los conflictos.

Manifestó que El Salvador atravesó por una guerra civil, por lo que reconoció el apoyo “medular” de otras naciones vecinas, por lo que ratificó su respaldo solidario con la continuación de los esfuerzos para retomar el diálogo.

Uruguay

El canciller Rodolfo Nin Novoa se sumó a las propuestas de sus pares presentes en la reunión en que los venezolanos deben tomar la decisión de su futuro.

Dio la espalda a la violencia y expresó la necesidad de los miembros de la OEA en involucrarse en la búsqueda de soluciones sin intervenir en la situación política. “El equilibrio en estos dos valores en juego es fundamental”, afirmó.

“Uruguay es amante de la paz, exigente en el cumplimiento de las obligaciones contraídas”, manifestó. Asimismo, llamó a la OEA a tender puentes para ayudar a aquellos que no pueden dialogar entre sí.

Jamaica

“Venezuela no solo es un tema de importancia nacional, sino internacional”, expresó Andrew Holness, canciller de Jamaica.

Se adhirió a la búsqueda de soluciones y al apoyo al diálogo. También rechazó la injerencia en los Estados de la región y manifestó su solidaridad con el gobierno venezolano, además de expresar su deseo de que se deben comprometer las partes para alcanzar un acuerdo político integral.

Perú

El ministro de Relaciones Exteriores de Perú, Ricardo Luna, aseguró que su nación siempre ha procurado apoyar a Venezuela para la salida a la crisis.

Pidió a la Cancillería venezolana a reconsiderar su salida a la OEA y señaló que “estamos reunidos para reafirmar nuestra responsabilidad de resguardar los valores democráticos”.

“El progresivo deterioro democrático en Venezuela ha llegado a un punto de quiebre, con Constituyente al margen de orden constitucional”, apuntó.

Costa Rica

El canciller de Costa Rica, Manuel González, criticó el retraso de la OEA en la convocatoria de la reunión sobre el conflicto venezolano.

“Nuestra lentitud -refiriéndose a la respuesta de la OEA frente al conflicto en Vzla-, es vergonzosa”, manifestó González.

Asimismo, recordó que “la Carta Interamericana fue defendida por Venezuela en el 2002 y para ese entonces no la llamo injerecista”.

“Seguimos esperando reacciones positivas del gobierno venezolano ante nuestras señales (…) todos los actores políticos, sociales y económicos de ese país deben trabajar sin pausa y de inmediato para devolverle la estabilidad, tranquilidad y esperanza a su pueblo”, puntualizó González.

Instó a no convocar una Constituyente “viciada” y a celebrar un nuevo proceso de diálogo y negociaciones. Esto último lo resaltó, pues manifestó que deben tenerse condiciones claras.

“Si no adoptamos hoy una declaración clara y pragmática” seguirá el conflicto, manifestó González.

Ecuador

María Carola Íñiguez, Subsecretaria de Organismos Internacionales Suprarregionales, apuntó que “rechazamos que se haya convocado esta reunión sin consentimiento de Venezuela”. También agregó que “es preocupante que queramos proponer soluciones a cualquier país sin escucharlo”, por lo que afirmó que, para Ecuador, la única solución posible es la política basada en el diálogo.

“Si tuviéramos que hablar de Derechos Humanos y a la salud deberíamos tener una reunión que se tome en cuenta todos los países del hemisferio (…) muchos tienen los mismos problemas pero agravados de forma exponencial”, expresó. “El diálogo debería proponer desarme de la población”, manifestó.

“Lamentamos rechazo de la oposición al diálogo”, añadió.

Santa Lucía

“Esperamos que la participación plena de Venezuela en el sistema interamericano pueda continuar”, expresó la canciller de Santa Lucía.

“La OEA promueve y alienta el diálogo ante la crisis”, aseguró la representante. Añadió que su nación apoya el restablecimiento del diálogo.

Honduras

María Dolores Agüero, canciller de honduras, aseguró que debe mantenerse el diálogo y que la OEA debe acompañar el proceso.

Mencionó que las “condiciones vida en Venezuela han sufrido un proceso de degradación continuo” y que “la convocatoria a una Constituyente no resuelve nada y exacerba los ánimos”.

Instó a que la OEA pida la celebración de elecciones en Venezuela y ratificó el apoyo de su país para encontrar soluciones a la crisis, para que no se agudice la crisis.

“Lo que hagamos o dejemos de hacer los miembros y la organización hará efecto en Venezuela”, apuntó Agüero. Asimismo, pidió implementar los recursos de la OEA para evitar los desencuentros en la nación caribeña.

St. Kitts y Nevis

El canciller de la isla, Everson Hulls, aseveró que “estos pronunciamientos no han sido aprobados”. Ratificó la importancia del diálogo, el Estado de Derecho, el respeto a los Derechos Humanos y la democracia en Venezuela.

Antigua y Barbuda

El canciller de Antigua y Barbuda, Ronald Sanders, afirmó que “no estamos de acuerdo con convocatoria de esta sesión de consulta, pero nos apegamos a la voluntad de la mayoría”.

Asimismo, instó a respetar los DD.HH. y el Estado de Derecho en Venezuela.

Informó que su país retira su proyecto de declaración y apoya proyecto de declaración propuesto por los demás países.

Trinidad y Tobago

El representante de Trinidad y Tobago, Anthony Phillips, aseguró que comprende la situación venezolana por nuestra proximidad geográfica e histórica y que su país “considera esta reunión como manifestación del compromiso para reafirmar nuestra solidaridad con países miembros”.

Sin embargo, señaló que esa cercanía no incluye injerencia de su nación. También señaló que el diálogo debe restablecerse. “Manifestamos nuestra pleno apoyo a la declaración presentada por Caricom”, apuntó.

San Vicente y las Granadinas

La embajadora de San Vicente y las Granadinas también respaldó el acuerdo de Caricom propuesta en la 29ª reunión de cancilleres de la OEA.

Igualmente, apuntó que “nuestro compromiso es con el principio de soberanía y no intervención”.

Luego de estas declaraciones, el canciller de Guatemala, quien preside la reunión, llamó a un receso de 30 minutos para llegar a un acuerdo. De no ser así, se tomaría la “decisión que más convenga a la organización”. Sin embargo, se suspendió la sesión.

Morales pidió que se tratase de alcanzar un consenso, sin tener que llegar a una votación. Informó que hay dos solicitudes, una de Bolivia para realizar la votación de inmediato y una de Paraguay para ir al receso y buscar la unión de las opiniones. Sin embargo, ratificó que se debía ir al receso.

La propuesta en la mesa es iniciativa de la Comunidad del Caribe, en la que se exige:

  1. El cese inmediato de la violencia y a las hostilidades cometidas por cualquiera de las partes, especialmente que pudieran causar lesión a, o pérdida de la vida.
  2. El establecimiento de planes concretos para la restauración de la paz y la estabilidad tan pronto como sea posible.

3 Respeto absoluto de los Derechos Humanos, el estado de derecho y los procesos constitucionales de Venezuela.

  1. Que todas las partes se comprometan en un diálogo y una negociación renovados que conduzca a un acuerdo político comprensivo, con lapsos establecidos, acciones concreta y garantía para asegurar su implementación para el bienestar de la nación.
  2. Que el Gobierno de Venezuela reconsidere su decisión de retirarse de la OEA.

Y, por lo tanto, declara:

La disposición de los estados miembros de ofrecer su ayuda en cumplir con los serios retos a los que se enfrenta Venezuela, tal como pueda requerirlo el Gobierno de Venezuela.

Su disposición en establecer un grupo u otro mecanismo de facilitación para apoyar un diálogo y una negociación renovados entre el Gobierno y la oposición en Venezuela, y para acompañar y promover la implementación a tiempo de los compromisos de las partes.

Su voluntad de permanecer preocupada respecto de la situación, tomando en cuenta debidamente los principios antes enunciados.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here